Vargas Llosa, sobre Borges: “Es un escritor extraordinario”. Mario Vargas Llosa ha dedicado los 36 minutos de su participación en el Hay Festival de Querétaro a elogiar a Jorge Luis Borges, el escritor que lo deslumbró desde que lo leyó por primera vez.

Vargas Llosa Borges

Un deslumbrado Vargas Llosa ha narrado su relación literaria con el argentino, de la que da cuenta en su más reciente libro, Medio siglo con Borges. Es, dice sin escatimar adjetivos, un autor “extraordinario, original y fascinante” que provocó una revolución sin precedentes en el español al crear una obra refinada gracias a su conocimiento de la literatura universal.

“Fue un shock para mí encontrarlo”, admite el Premio Nobel de Literatura.

Sentado frente a una computadora portátil, el escritor peruano relató con humor y admiración ese vínculo literario que lo ha unido con su homólogo argentino.

Explica que conoció la obra de Borges gracias a su amigo Luis Loayza, quien fue el encargado de traer los libros del autor al Perú.

“Me impresionaron enormemente sus historias”, dice. Aunque al principio tuvo cierta reticencia con él, pues, explica, en su juventud estuvo muy influenciado por la visión que Jean-Paul Sartre y los existencialistas tenían de la literatura, ya que creían que debía comprometerse, una herramienta para transformar la sociedad.

“Y a Borges no le interesaba la política, no le interesaba cambiar la sociedad. Hizo literatura fantástica, con esas inquietudes que tenían que ver con el tiempo, que contradecían el mundo de Sartre”, explica.

Por eso, admite con una sonrisa juguetona, que en un principio empezó a leer a Borges a escondidas. “Entonces lo hice sin vergüenza, asumiendo la admiración que le he tenido”, dice.

Entrevistado a distancia por el periodista peruano Raúl Tola, Vargas Llosa explicó cómo conoció al escritor argentino.

Fue en 1963 durante una gira que Borges realizó por Francia, en una Europa de posguerra a la que América Latina sonaba a tierra salvaje, de pistoleros y bullying. Allí, en la tierra de Sartre, el bonaerense deslumbró a los franceses, hasta tal punto que sus tres presentaciones fueron abarrotadas – “entre los que destacan escritores, que se sintieron atraídos por ese deslumbramiento”, señala – la prensa y revistas francesas le dedicó numerosos reportajes y aparecieron nuevas ediciones de sus libros.

“Este reconocimiento extraordinario saltó a América Latina, se prendió aquí y mucha gente empezó a leerlo y reconocerlo. Su gran prestigio proviene de ese viaje.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí