Vacuna COVID-19, por qué se precisa del 100% de transparencia. A pesar de una promesa conjunta de prudencia y precaución sobre la seguridad de los ensayos, ampliamente promocionada por nueve compañías farmacéuticas que trabajan en vacunas COVID-19, la mayoría, especialmente Pfizer y AstraZenca, se quedan cortas en transparencia.

Vacuna COVID-19 transparencia

AIDS Healthcare Foundation (AHF), la organización mundial contra el sida más grande, criticó duramente hoy a las empresas farmacéuticas que trabajan en vacunas COVID-19 por una falta casi total de transparencia en los ensayos respectivos de las empresas, incluidos los reveses.

El ensayo de la vacuna de AstraZeneca que forzó brevemente su suspensión la semana pasada, así como las afirmaciones de Pfizer el sábado de que podría tener una respuesta sobre si su vacuna funciona antes de fines de octubre, seis semanas a partir de ahora y pocos días antes de las elecciones presidenciales de EE. UU., a pesar de que también anunció que estaba ampliando su prueba de vacuna a 44.000 personas, frente a su objetivo anterior de 30.000.

El sábado, AstraZeneca, un pionero en la carrera de la vacuna, también anunció que reanudaría su ensayo de vacuna COVID-19 en el Reino Unido después de detenerlo abruptamente a principios de la semana pasada después de que ocurriera una reacción adversa grave en un paciente en su estudio de fase 3 en el Reino Unido, que recién había comenzado a fines de agosto.

Según el New York Times, “AstraZeneca no informó inicialmente que la enfermedad de un participante hubiera detenido sus ensayos clínicos en todo el mundo. Los estudios se detuvieron el domingo pasado, pero no se informaron hasta que STAT dio la noticia el martes.

“La compañía aún no ha revelado la enfermedad del paciente que motivó la pausa, a pesar de que ha discutido la condición médica de otro participante que desarrolló esclerosis múltiple en julio, lo que provocó otra breve interrupción del ensayo. Se determinó que esa enfermedad no estaba relacionada con la vacuna”.

Una persona anónima familiarizada con el ensayo de AstraZeneca le dijo al New York Times que el paciente cuya reacción adversa grave detuvo brevemente el ensayo tenía síntomas “compatibles con la inflamación de la médula espinal, conocida como mielitis transversa. La afección se puede tratar y generalmente se resuelve en unos pocos meses, pero los ataques severos pueden causar discapacidades importantes”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí