Mujeres peruanas post pandemia, desigualdad salarial y desempleo

Mujeres peruanas post pandemia, desigualdad salarial y desempleo. Cuando la pandemia golpeó al país y obligó a cerrar la economía para detener el coronavirus, las mujeres peruanas fueron las más afectadas.

Mujeres peruanas desigualdad

Silvia Muñoz perdió su trabajo como empleada doméstica, mientras que Yolanda Chambi se vio obligada a cerrar su tienda de ropa tradicional peruana.

Ambas se encontraban entre los millones de mujeres peruanas que perdieron sus ingresos durante la pandemia, que exacerbó la desigualdad de género.

La suya es una historia vista en toda América Latina en vísperas del Día Internacional de la Mujer, donde cuatro millones de mujeres siguen desempleadas incluso después de la reapertura de las economías regionales.

Cuando golpeó Covid, muchas mujeres se vieron obligadas a dejar de trabajar para cuidar a sus familiares y niños enfermos, ya que las escuelas y guarderías cerraron como parte de las restricciones gubernamentales.

Y aunque la mayoría ha vuelto a trabajar desde entonces, muchos han tenido que aceptar salarios más bajos o incluso conformarse con trabajar en el sector informal.

Brecha de género

Una vez que el virus llegó a Perú en marzo de 2020, “no había trabajo, no había nada”, dijo Muñoz, de 65 años, hablando desde su casa en el barrio obrero de Villa María del Triunfo, en Lima.

A mil kilómetros de distancia, en Puno, a orillas del lago Titicaca, Chambi cuenta una historia similar. “Perdimos todas nuestras ganancias”, dijo.

Solía ​​vender ropa a los lugareños para el festival de la Virgen de la Candelaria que se lleva a cabo el 2 de febrero e involucra música y bailes andinos tradicionales. Ha sido cancelado durante los últimos dos años debido a Covid. Incapaz de vender sus productos, Chambi ya no podía pagar el alquiler de su casa-taller.

Se vio obligada a mudarse con sus cuatro hijos a la casa familiar en el campo, donde cultivan papas, habas y otras hortalizas.

Si bien muchos países de la región pagaron beneficios a quienes perdieron sus trabajos debido a la pandemia, pocas personas en Perú recibieron tal ayuda porque el 70 por ciento de la población de 33 millones trabaja en el sector informal, y muy pocos, especialmente los pobres. tener cuentas bancarias.

OIT

La Organización Internacional del Trabajo dice que las mujeres se han visto afectadas de manera desproporcionada por la pandemia.

La OIT dice que 24 millones de mujeres en América Latina perdieron su trabajo durante la pandemia y otros tantos hombres.

Pero mientras solo medio millón de hombres permanecen sin trabajo, ocho veces más mujeres lo hacen, “lo que contribuye a amplificar el impacto de la crisis en la desigualdad de género en el trabajo”.

Recommended For You

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.