Messi, repaso por las propiedades inmobiliarias del crack

Messi, repaso por las propiedades inmobiliarias del crack. Lionel Messi es considerado uno de los futbolistas más talentosos de la historia. Su fortuna cuenta con propiedades inmobiliarias en varias ciudades.

Messi propiedades inmobiliarias

El deportista argentino Lionel Messi es un deportista millonario que ha invertido su fortuna en distintas propiedades inmobiliarias en el mundo

Messi pasó dos décadas jugando en el Barcelona (donde marcó un número récord de goles para un solo club) hasta su cambio al Paris Saint-Germain el año pasado. Fue nombrado el atleta mejor pagado del mundo por Forbes en 2019 y 2022.

Messi ciertamente ha utilizado ese dinero, reuniendo una flota de autos de lujo, vacacionando en propiedades de alquiler de $ 10,000 por noche, construyendo un imperio hotelero y, por supuesto, invirtiendo en una serie de propiedades de lujo.

A continuación, describimos algunos de los impresionantes negocios inmobiliarios que ha realizado la estrella del fútbol a lo largo de su carrera.

2009

Durante más de una década, la residencia principal de Messi fue la morada adyacente a Barcelona por la que pagó $ 2 millones en 2009, que también fue cuando ganó su primer Balón de Oro.

Situada en Castelldefels, una exclusiva ciudad costera a unos 24 kilómetros de la capital catalana, la finca tiene un valor estimado actual de 7 millones de dólares. El legendario atleta y su esposa, Antonela, invirtieron millones de dólares en la propiedad, incluida la compra de un terreno adyacente (según se informa, compró la casa de su vecino porque eran demasiado ruidoso).

El gran complejo privado albergaba un gimnasio, un spa, un teatro, una piscina, una gran terraza para descansar y hacer barbacoas, y una cancha de fútbol de tamaño personal para practicar y jugar con sus tres hijos pequeños y su enorme mastín francés llamado Hulk.

En el interior, la casa moderna estaba decorada en tonos neutrales acogedores y contaba con vistas al mar Mediterráneo y las colinas catalanas desde sus numerosas terrazas y ventanas del piso al techo. Debido a las restricciones ambientales, la propiedad estaba en una zona de exclusión aérea, lo que brindaba una ventaja adicional de privacidad y serenidad para el famoso atleta.

No está del todo claro si Messi sigue siendo dueño de la casa o si la vendió tras la finalización de su contrato con el Barcelona.

2017

En 2017, cuando Messi anotó su gol número 366 con el Barcelona, ​​un récord, también comenzó su aventura lucrativa como hotelero. Según los informes, gastó 30,5 millones de dólares en su primer hotel, una propiedad de cuatro estrellas junto a la playa en Sitges, Cataluña. La moderna estructura construida en 2013 ofrece 77 habitaciones, un spa de servicio completo y un lujoso bar en la azotea y una piscina con vistas panorámicas.

A lo largo de los años, el futbolista ha continuado invirtiendo en una creciente línea de alojamientos bajo el nombre de MiM Hotels by Majestic Hotel Group. Hasta la fecha, la cadena ha adquirido cinco propiedades boutique en toda España y un próximo resort en Andorra que abrirá sus puertas en 2023.

2019

En 2019, Messi echó raíces en los EE. UU. con la compra por 5 millones de dólares de un condominio frente al mar en Sunny Isles Beach, Miami. La vivienda está ubicada en Porsche Design Tower, un condominio de lujo construido en 2016 que se alza 60 pisos con un elevador de automóviles de vidrio que permite a sus residentes acceder a sus vehículos sin salir de sus viviendas, convirtiéndose en un codiciado elemento de privacidad para los inquilinos de alto perfil.

Según los informes, el atleta estrella volvió a poner el condominio en el mercado en 2021.

2021

Dos años más tarde, Messi compró otra propiedad en Miami, pagando 7.3 millones de dólares por todo el noveno piso de Regalia, un moderno desarrollo de 39 pisos en Saint Isles Beach a solo 10 cuadras de su condominio en Sunny Isles.

2022

El reconocido deportista ha tenido un año movido en el sector inmobiliario. En enero, Messi regresó a su amada ciudad natal de Rosario, Argentina, donde construyó una enorme finca en tres terrenos, apodada La Fortaleza. Las comodidades del complejo incluyen un gran teatro, un gimnasio y un garaje subterráneo con 15 lugares de estacionamiento, perfectos para la colección de autos de lujo en constante expansión del atleta.

Se especula que Messi planea hacer de la propiedad su residencia principal una vez que se retire de su carrera futbolística.

En septiembre se informó que Messi también compró una mansión en Ibiza por 11,18 millones de dólares, aunque la construcción de algunas habitaciones en el garaje de la propiedad antes de que Messi se quedara como dueño ha dado lugar a una lucha para recibir el certificado de ocupación necesario que considera que la casa está en condiciones habitables.

No se sabe mucho más sobre la propiedad, pero parece probable que el futbolista use la morada como casa de vacaciones una vez que se arreglen los trámites y la construcción.

Messi ha veraneado anteriormente en Ibiza y también es propietario de un hotel en la isla española.

Recommended For You

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *