Madre asesinada en Ayacucho para «satisfacer al diablo»

Madre asesinada en Ayacucho para «satisfacer al diablo». El cruento episodio tuvo lugar en una pequeña casa en las montañas de Ayacucho, cerca de Vinchos. El cerebro de este sangriento asesinato es Aurelia Quispe (en la foto), quien posee 38 años.

Madre asesinada

La madre asesinada en Vinchos en Teodora Quispe Ccayllahua, de 75 años. La hija menor Aurelia Quispe logró convencer al resto de su familia. Del asesinato participaron su hermano Percy Quispe, de 41 años. Y su otra hermana Marcelina Suane, de 46 años. Todos ellos mataron a su propia madre, en el marco de un ritual satánico para «satisfacer al diablo».

El peligroso trío mató a Teodora Quispe Ccayllahua con un cuchillo y luego le quitaron las vísceras. Le sacaron los ojos a la difunta, le extirparon los intestinos y dejaron flotar el cuerpo en la sangre, dentro de una bañera.

Los tres hermanos fueron arrestados antes de ser indagados.. Sin embargo, la historia no dice cómo las autoridades sabían sobre el asesinato. Según la web factsdivers.org, Aurelia Quispe le dijo a la policía que quería asesinar a su madre después de un extraño sueño. Ella manifestó que en el trance una voz le dijo que su madre era «la elegida».

«El maestro de la oscuridad me ha ordenado que mate a mi madre. El rey de los demonios siempre está con nosotros. Seremos más fuertes día tras día», dijo la mujer. Esta última y sus cómplices pueden pasar el resto de sus vidas en prisión, debido a una condena de arresto perpetuo.

Félix Steven Manrique Gómez, detienen al líder de secta en Amazonía peruana

Recommended For You

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.