Lima y otras cinco ciudades en gran exposición de Americas Society en Nueva York

Lima protagoniza la exposición de Americas Society llamada «The Metropolis in Latin America, 1830-1930». Se trata de una exhibición que explora el impacto de un siglo de urbanización acelerada y transformaciones políticas y sociales en los paisajes arquitectónicos de seis capitales latinoamericanas: Lima, Buenos Aires, La Habana, Ciudad de México, Río de Janeiro y Santiago de Chile.

Comisariada por Idurre Alonso y Maristella Casciato, The Metropolis in Latin America, 1830-1930 estará en la galería de arte de Americas Society, desde el 22 de marzo y hasta el 30 de junio de 2018. La exposición presenta mapas raros, grabados, dibujos, fotografías, libros y videos que van desde el Mapa de Tenochtitlán (1524) de Hernán Cortés hasta los dibujos de Le Corbusier de la Ciudad de Buenos Aires (1929).

Anteriormente en The Getty Research Institute en Los Angeles, The Metropolis in Latin America, 1830-1930 documenta las rupturas radicales con el pasado colonial, los intercambios arquitectónicos transformadores con Europa y la subsiguiente reinterpretación del idioma prehispánico. También los motivos portugueses que influyeron en el surgimiento de una cultura modernista en América Latina.

«La coyuntura que siguió a los procesos de independencia de México a Argentina desencadenó una miríada de iniciativas locales que condujeron a la reorganización de las ciudades de las repúblicas recientemente liberadas a las naciones-estados antes de la Segunda Guerra Mundial», explicó Gabriela Rangel, Directora de Arte y Curadora.

Pasado colonial

«Después de la independencia, los latinoamericanos tenían un deseo urgente de romper con el pasado colonial. Este deseo se expresó a través de la arquitectura y el urbanismo, entre otras formas», dijo la curadora Maristella Casciato. «En un momento de intenso crecimiento y cambio social, las ciudades comenzaron a remodelarse, eliminando o disminuyendo el poder de los símbolos coloniales a través de la construcción de nuevos edificios cívicos».

«Durante el siglo XVI y durante los siguientes tres siglos, la planificación urbana se convirtió en una herramienta clave para que la empresa colonial guiara el desarrollo de ciudades comercialmente funcionales y militarmente estratégicas», comentó Idurre Alonso. «Esta exposición rastrea los cambios de seis grandes capitales a medida que la independencia, la industria y el intercambio de ideas alteraron sus entornos construidos y finalmente los transformaron en metrópolis modernas y monumentales».

Hasta aproximadamente 1850, las ciudades de América Latina mantuvieron la mayoría de sus estructuras coloniales. La adopción eventual de repertorios arquitectónicos modernos fomentó la eliminación de los símbolos del poder colonial. Y la construcción de nuevos edificios cívicos mostraron la propia autoestima de cada país. En la última parte del siglo XIX, cambios significativos, incluida la migración masiva a las ciudades y el comienzo de la industrialización local, dieron como resultado un nuevo desarrollo urbano. Sin embargo, el legado de la ciudad colonial aún era visible.

En la década de 1910, las grandes celebraciones en América Latina marcaron 100 años de independencia. Estas conmemoraciones, que coincidieron con el final de la Primera Guerra Mundial y un aumento significativo de la inmigración desde Europa, provocaron una reconsideración de la identidad nacional y un retorno a las tradiciones arquitectónicas locales. Más tarde, una nueva generación de diseñadores latinoamericanos imaginó visiones utópicas de la metrópoli de maneras modernas.

Recommended For You

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.