La salida de Aráoz allana el camino a las elecciones

Crisis política

La crisis política e institucional peruana se encauza tras el gesto de la vicepresidenta Mercedes Aráoz de dimitir del cargo y renunciar a la presidencia en funciones que le había encargado el Congreso después de ser disuelto por el presidente Martín Vizcarra . El juramento de Aráoz ante un Parlamento rebelde había dejado a Perú con dos presidentes y, en cambio, ahora se allana el camino a un adelanto de las elecciones presidenciales, aunque de momento la hoja de ruta sólo señala los comicios legislativos convocados por Vizcarra para el 26 de enero.

A pesar de que su gesto contribuye a calmar la crisis, el Gobierno no acepta la dimisión de Aráoz porque fue presentada ante un Congreso que “no existe”. El nuevo primer ministro, Vicente Zeballos, indicó ayer a la cadena RPP Noticias que “desde una perspectiva política y constitucional, ella sigue siendo vicepresidenta”. El jefe del gabinete insistió en que “ella renunció ante el presidente del Congreso y el Congreso no existe, ha quedado disuelto”.

La experimentada política conservadora, de 58 años, que a lo largo de su carrera ocupó varias carteras ministeriales y también fue primera ministra, publicó en Twitter su carta de dimisión al presidente del Parlamento unicameral, Pedro Olaechea, y pidió la “convocatoria de elecciones generales en el más breve plazo por el bien del país”. Aráoz considera que “se ha roto el orden constitucional”, después de que Vizcarra disolviera el Congreso al considerar que, como señala la Constitución, el legislativo había retirado su apoyo por segunda vez a un gabinete durante el presente mandato presidencial de cinco años.

Elegida como vicepresidenta segunda en las elecciones del 2016 acompañando a Pedro Pablo Kuczynski –Vizcarra era vicepresidente primero–, Aráoz no trató de ejercer el cargo conferido por el Congreso disuelto –que antes había inhabilitado al presidente declarando su “incapacidad moral”– y se recluyó en su domicilio desde el lunes. Mientras tanto, en las calles de las principales ciudades peruanas la ciudadanía se manifestaba en apoyo a Vizcarra y contra Aráoz y el denostado Parlamento. “Mercedes Aráoz el pueblo te repudia”, se leía en una pancarta.

Antes de presentar su dimisión, Aráoz ofreció una entrevista a CNN en Español donde se mostraba contraria a adelantar las elecciones presidenciales, que deben celebrarse en el 2021, como había pedido Vizcarra en julio al Congreso, a pesar de que los sondeos indican que el 70% de la población está a favor. “Hoy día es popular el adelanto de elecciones, entonces yo convoco elecciones; el día de mañana otro presidente siente que es popular extender su periodo y lo hace, otra vez, porque es popular”, sostuvo. “Nosotros tenemos una representación ciudadana y tenemos que escuchar al ciudadano pero tampoco podemos cambiar las reglas del juego porque hoy día son populares”, añadió.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí