La «nueva normalidad» es ahora, cómo adaptar su negocio. Las aperturas intermitentes son la nueva normalidad y debemos gravitar alrededor de ellas para seguir funcionando. ¿Cómo superar los desafíos del cambio constante?

Nueva normalidad

Si bien es cierto que hay etapas en el desarrollo de las crisis (resolver, resistir, devolver, reimaginar y reformar, según McKinsey), también es cierto que hoy, incluso con la crisis actual, las cosas son muy diferentes a hace apenas un año.

Es hora de dejar atrás el pasado y afrontar activamente las circunstancias, conscientes de que para ello será necesario transformar continuamente nuestras empresas para adaptarlas a las nuevas condiciones del mercado.

1. Reevalúe las necesidades de sus clientes

Lo que solía ser importante para sus clientes puede que ya no lo sea. Al igual que usted, sus clientes se están adaptando constantemente al entorno cambiante y, en consecuencia, redefinen su escala de prioridades de forma rápida y constante, incluido el consumo de productos o servicios.

Es importante que evalúe e identifique si su oferta actual corresponde a las nuevas prioridades de sus clientes y vea si puede satisfacer esa demanda con el menor costo de transformación en su operación. O si es necesario ir a un nuevo segmento de mercado, o si es necesario apostar por una transformación profunda de su modelo de negocio.

Empiece por redefinir la situación de sus clientes actuales y avance hacia la definición del segmento de clientes deseado, ese cliente que en estas condiciones no solo quiere su producto o servicio, sino que también puede pagarlo.

A partir de aquí, podría concluir apuntar a diferentes segmentos o crear una línea de negocio liviana, para aquellos que quieren comprarle, pero no pueden pagarlo.

2. Identifique lo que aún agrega valor a su modelo de negocio

Parte del éxito de un modelo de negocio es su cumplimiento estructurado durante un período prolongado, sin embargo, reconocer lo que como modelo de negocio ha perdido su validez y actualizarlo sin dolor es igualmente importante.

Cuanto antes identifique qué parte de su negocio corresponde a las nuevas prioridades de su mercado y cuáles se han vuelto obsoletas, más rápido podrá ajustarse a la demanda actual del mercado y alinear la operación.

Utilice la mayor cantidad de datos predictivos sobre el comportamiento del mercado que le permitan tomar decisiones informadas, minimizando riesgos o creando planes de contingencia que amortiguen las caídas.

El objetivo será vislumbrar el futuro de su empresa con escenarios construidos con información enfocada a lo que va a suceder; Utiliza únicamente escenarios con información del pasado correspondiente al comportamiento interno de tu empresa para establecer cómo ha respondido a retos anteriores y definir qué necesitarás para solventar los vacíos que supondrá el nuevo modelo de negocio.

3. Prepare a su personal para el cambio

Durante las crisis, los períodos de cambio o las convergencias coyunturales, la transparencia en la comunicación es fundamental.

No todas las personalidades están preparadas para asumir el vacío de la incertidumbre (y de ahí que algunos prefieran ser emprendedores y otros colaboradores) sin embargo, ante las crisis, la solidaridad suele ser un rasgo común en los equipos de trabajo.

Reúna a su personal y comparta la perspectiva de eventos futuros buenos y no tan buenos, otorgando la confianza de los resultados esperados y la certeza de posibles escenarios construidos con información oportuna y veraz. Al final, lo que su equipo considerará es que usted tiene el control de la situación y que hay un plan que ejecutar.

Consiga que sus equipos contribuyan con las ideas más relevantes. Contribuir a la transformación de la organización en favor de los nuevos objetivos establecidos. Se sorprenderá al ver sugerencias muy exitosas en el proceso.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí