Instituto del Bien Común obtiene el mayor premio del Field Museum de Chicago

Instituto del Bien Común obtiene el mayor premio del Field Museum de Chicago. La organización peruana trabaja en la conservación de grupos indígenas. La ONG recibió este año el premio Parker / Gentry. El Instituto de Bien Público ha mapeado hasta la fecha más de 7 mil territorios indígenas en Perú. Su trabajo sirve como línea de base para el trabajo del gobierno de Perú en tierras indígenas.

Instituto del Bien Común

El Field Museum de Chicago destacó al Instituto del Bien Común (IBC) por su labor en defensa de los bienes comunes y de los derechos indígenas en la Amazonía peruana. Richard Chase Smith, director ejecutivo del IBC, recibió la distinción de manos del presidente del Field Museum, Richard Lariviere.

Este destacó el papel de la organización para la creación en enero de 2018 del Parque Nacional Yaguas, en Loreto. Se trata del área protegida más nueva de Perú.

El premio lleva el nombre de los biólogos de campo Theodore Parker y Alwyn Gentry. Ambos murieron en un accidente aéreo mientras sobrevolaban un bosque nuboso en Ecuador, en 1993.

El premios se otorga anualmente a grupos o individuos que han hecho «una contribución significativa» a la biología de la conservación. E intenta  establecer un ejemplo para que otros lo sigan.

El Instituto del Bien Común fue fundado en 1998. Desde entonces su personal se ha asociado con miembros de comunidades indígenas y rurales en Perú para cartografiar más de 7 mil territorios indígenas.

Ellos se localizan en la Amazonía, la Cordillera de los Andes y a lo largo de la costa peruana. Tiene como objetivo informar las decisiones sobre la conservación y los derechos de las comunidades locales. Y su trabajo ha llevado a la protección de los medios de subsistencia de los grupos nativos y de la tierra de la que dependen,.

Desde 2003, el personal científico del museo en Chicago ha trabajado con el Instituto del Bien Común en «inventarios rápidos» de posibles sitios de protección. La colaboración ha llevado a la formación de dos áreas de conservación. En enero de 2018, Perú protegió 20 mil kilómetros cuadrados con la creación del Parque Nacional Yaguas.

«Los resultados han sido espectaculares», dijo Corine Vriesendorp, ecologista conservacionista del Field Museum. «Hoy, Yaguas es una historia increíble de resiliencia cultural. Los residentes locales son los hijos, nietos y bisnietos de las personas que sobrevivieron a los horrores del boom del caucho», dijo en un comunicado del Field Museum.

«Asegurar este espacio es crítico para las 1.100 personas de Bora, Mürui, Tikuna, Kichwa, Ocaina y Yagua que viven cerca. La región enfrenta la presión de la tala ilegal y la extracción de oro: amenazas directas para el bienestar y los medios de subsistencia de las personas», agregó Vriesendorp.

«Con la creación del Parque Nacional Yaguas, nuestra cultura, nuestros bosques y nuestra propuesta de vida se están respetando», expresa Liz Chicaje Churay, líder de la comunidad de Bora. «Yaguas representa un territorio sagrado, una fuente de vida que nuestros antepasados ​​defendieron».

Selva peruana contiene plantas para combatir el paludismo

Recommended For You

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.