Desde Perú hasta Uganda, activistas contra Deutsche Bank

Desde Perú hasta Uganda, activistas contra Deutsche Bank. Activistas de Perú a Uganda están llegando a la sede de Deutsche Bank en Frankfurt por financiar empresas de combustibles fósiles.

Perú Deutsche Bank

La demanda surge cuando Deutsche Bank se promociona a sí mismo como un prestamista al que las empresas pueden recurrir en su transición hacia un futuro más verde, una estrategia que considera clave para lograr su propio cambio y aumentar las ganancias.

El lunes, dos líderes de indígenas del Perú y varios activistas climáticos se reunieron con el personal del departamento de sustentabilidad de Deutsche Bank para exigirle que deje de trabajar con la petrolera estatal peruana Petroperú, que dicen que está dañando la vida silvestre y las vías fluviales en el Amazonas.

El martes, la activista de Fridays for Future Luisa Neubauer de Alemania y Evelyn Acham del Rise Up Movement en Uganda también se reunirán con el director ejecutivo de Deutsche Bank, Christian Sewing, para insistir en que distancie al banco de un plan de oleoducto en África.

Sewing ha dicho que la sostenibilidad está «en el centro de nuestra estrategia», pero para muchos activistas, el banco no está haciendo lo suficiente.

En un golpe a sus credenciales ecológicas, la unidad de fondos de Deutsche Bank, DWS, se enfrenta a acusaciones del llamado «lavado ecológico» por supuestamente engañar a los inversores sobre la sostenibilidad de sus inversiones. DWS ha negado las acusaciones.

Petroperú

Deutsche Bank se negó a discutir las reuniones o sus tratos con Petroperú, pero dijo que entendía y apreciaba las demandas y puntos de vista de los activistas.

«Estamos comprometidos a reducir nuestras propias emisiones de CO2 y, en particular, las de nuestra cartera de préstamos a cero neto para 2050», dijo.

En Perú, el gobierno quiere aumentar la producción de petróleo en algunos de sus campos amazónicos inactivos a medida que los precios mundiales del crudo se disparan por los temores de suministro relacionados con la invasión rusa de Ucrania.

Deutsche es un banco líder en un préstamo de US$1.300 millones para Petroperú y desempeñó un papel clave en las conversaciones recientes con los acreedores para ampliar el plazo para que la empresa de energía presente sus estados financieros auditados de 2021, según Petroperú.

Nación Wampis

Shapiom Noningo Sesen, un líder indígena de la Nación Wampis y parte de las reuniones del lunes, dijo que le pidió a Deutsche que reevaluara su papel y que los activistas mantendrían la presión sobre el banco hasta que deje caer a Petroperú.

Dijo que los lugareños ya no podían comer pescado debido a la contaminación y las toxinas estaban terminando en su sangre.

“Estas empresas solo están jugando con nuestras vidas, nuestra cultura y nuestra historia”, dijo a través de un intérprete.

Recommended For You

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.