Crisis de Venezuela expulsará a un millón de niños en 2019

Crisis de Venezuela expulsará a un millón de niños en 2019. Unicef advirtió que 1,1 millones de niños necesitarán protección y acceso a servicios básicos durante 2019 en América Latina y el Caribe debido a la crisis migratoria en Venezuela.

Crisis Venezuela niños

Esto supone que el número de afectados se duplicará, apuntó Unicef en referencia a los niños desarraigados de Venezuela, a los que regresan y a los que están viviendo en comunidades de acogida y de tránsito.

Por eso, hizo un llamamiento a los gobiernos de la región para que defiendan los derechos de todos los niños, incluidos los migrantes y refugiados, y garanticen su acceso a servicios esenciales.

Según prevén las agencias humanitarias, más de 4,9 millones de personas en toda la región –incluidos Brasil, Colombia, Ecuador, Guyana, Panamá, Perú y Trinidad y Tobago- necesitarán ayuda este año debido a las condiciones políticas y económicas en Venezuela.

Preocupación

María Cristina Perceval, directora regional de Unicef para América Latina, considera «alentador» el esfuerzo de los gobiernos para buscar soluciones regionales conjuntas a los retos que plantea la migración a gran escala, ya que están en línea con los estándares internacionales y las leyes nacionales, como el protocolo adoptado por Ecuador para proteger a los niños desarraigados.

No obstante, expresó su «especial preocupación» por las informaciones de xenofobia, discriminación y violencia contra los niños y familias venezolanas en comunidades de acogida.

Sin embargo, dado que la crisis en Venezuela continúa y el número de migrantes venezolanos en la región sigue aumentando, servicios esenciales como protección, atención sanitaria y educación en los países de tránsito y acogida «sufren una sobrecarga adicional», agregó.

Según Unicef, los niños desarraigados y sus familias afrontan dificultades a la hora de regularizar su estatus migratorio, y esto puede afectar a su acceso a protección social, atención sanitaria, desarrollo infantil temprano, educación, protección y medios de vida sostenibles. Además, agregó, la falta de políticas públicas integrales en las comunidades de acogida está poniendo a los niños en un mayor riesgo de sufrir discriminación, violencia, separación familiar, xenofobia, explotación y abuso.

Recommended For You

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.